viernes, 18 de enero de 2013

La llave del destino. Glenn Cooper



Glenn Cooper: Nació en Nueva York (EE.UU.) en 1953. Se licenció en Arqueología con mención honorífica por la Universidad de Harvard, y en Medicina por la Escuela de Medicina de la Tufts University, cercana a Boston.
Especializado en enfermedades infecciosas, abrió una consulta de medicina interna.
Graduado en Arqueología, pasó mucho tiempo en excavaciones arqueológicas, sobre todo en Inglaterra. Gracias a la arqueología conoció a su mujer, Tessa.
Dejó la medicina privada para incorporarse a un equipo médico de Indianápolis, donde dirigiría programas de investigación clínica.
Pasó 16 años presidiendo una empresa farmacéutica.
En la literatura empezó escribiendo obras de teatro, pero como pensaba que los guiones nunca llegarían a realizarse, acabó matriculándose en la Facultad de Cine de la Universidad de Boston (estudios que no llegó a terminar, pero que le sirvieron para mejorar), y acabó fundando su propia productora, Lascaux Pictures, junto a un amigo.
Su primera novela, La biblioteca de los muertos, fue en un principio unas cuantas páginas de uno de sus guiones cinematográficos que no iban a tener salida en el mundo del cine, y acabó en novela.

La biblioteca de los muertos (El secreto del séptimo hijo) (2010), su secuela, El libro de las almas (2011), y La llave del destino (2012), son los libros publicados en España de la mano de la Editorial Grijalbo.

Sus libros han tenido una gran aceptación en Europa, batiendo récords de ventas en Italia, España, Francia, el Reino Unido o Alemania.

Según su página web, en 2013 verá la luz The Librarians, la tercera parte de la trilogía que comenzó con La biblioteca de los muertos.

Si queréis saber algo más del autor, aquí os dejo un enlace a su página:

http://www.glenncooperbooks.com/es/


La llave del destino

Traducción de Roberto Falcó Miramontes
Título original: The Tenth Chamber
Primera edición: junio, 2012

©2010, Glenn Cooper
Publicado originalmente en 2010 por Arrow Books
©2012, Random House Mondadori, S.A.
©2012, Roberto Falcó Miramontes
ISBN: 978-84-253-4785-6
388 páginas




Sinopsis: Un incendio fortuito en la biblioteca de la abadía trapense de Ruac deja al descubierto un antiguo libro escondido dentro de una pared. En la guarda del libro, una inscripción en negrita con caligrafía fluida y firme:

Ruac, 1307
Yo, Bartolomé, fraile de la abadía de Ruac, tengo doscientos veinte años y esta es mi historia.

En la primera línea de la primera página podía leerse:

A la memoria eterna del mayor hombre que he conocido jamás, san Bernardo de Claraval.

El abad dom Menaud, ante los destrozos del incendio y la aparición del libro, pide ayuda al restaurador Hugo Pineaud, con quien ya había trabajado en otros asuntos de la abadía.

Las palabras citadas del texto estaban escritas en latín, el resto del libro estaba en clave. Lo que más destacaba sin embargo era la aparición de brillantes ilustraciones (toros, corzo, bisonte) de gran fuerza animal, en tonos vivos, sin duda, arte rupestre policromático del Paleolítico Superior, que aparecen en un libro datado supuestamente en 1307. Entre los dibujos destacaba una pintura de un hombre-pájaro (similar a una encontrada en el yacimiento francés de Lascaux) y varios dibujos de plantas; era como una historia natural. Además el libro venía acompañado de una especie de mapa.

Los dibujos, al parecer prehistóricos, son una buena excusa para que el restaurador Hugo Pineaud pida ayuda a su amigo, el arqueólogo Luc Simard, un especialista en esa época.

Un viaje por la zona tomando como referencia más o menos precisa el mapa, lleva a los dos amigos al impresionante descubrimiento de un laberinto de cuevas (diez salas en total), de incalculable valor arqueológico. Si las primeras salas de la cueva muestran nítidas representaciones animales, la décima resulta ser la más curiosa, puesto que representa varios dibujos de plantas, de tres tipos diferentes, que parecen tener gran importancia.

Ante el descubrimiento de la cueva, el arqueólogo Luc Simard pedirá permiso al gobierno francés para llevar a cabo una excavación, y así un equipo formado por geólogos, expertos en arte rupestre, talla lítica, huesos y polen, se trasladará a la zona de Ruac. Como parte importante del equipo se incorporará Sara Mallory, experta en plantas y antigua novia de Luc, pieza clave en el desarrollo de la trama.

Pese a disponer de permiso oficial para llevar a cabo la excavación, no todos parecen estar contentos. Los habitantes de Ruac, con su alcalde a la cabeza, Bonnet, no ven con buenos ojos la llegada de los arqueólogos y se negarán a darles alojamiento. Según ellos, Ruac era un pueblo tranquilo y querían disfrutar de la paz. Asimismo, el General André Gatinois, al frente de la Unidad 70, estará muy pendiente de los acontecimientos que vayan aconteciendo, puesto que "su trabajo es Ruac, y todo lo que allí suceda".

El secreto que contiene la cueva y que va desvelando las páginas del libro encontrado es demasiado valioso y anhelado, y hay gente dispuesta a cualquier cosa para evitar que salga a la luz.



Para desentrañar la historia viajamos guiados por la maestría del autor a tres épocas históricas diferentes, que nos ayudarán a conocer la importancia del descubrimiento de la cueva y sus posibles consecuencias. En el libro se van alternando pasajes que tienen lugar en el presente, protagonizados por Luc y su equipo, con pasajes que se desarrollan en la Prehistoria (concretamente hace 30.000 años) y en plena época medieval (el mismo libro está fechado en 1307, aunque la historia en esta época se remonta a 1118).


Acompañaremos a Tal, un miembro del Clan del Bisonte, en su experiencia vital, hace unos 30.000 años. Lo aprendido de su madre, que  provenía de una tribu de sanadores, y que además le enseñó a pintar, y un poco la casualidad, tendrán mucho que ver en el presente de los protagonistas. Los hechos narrados que tienen lugar en la Prehistoria ayudan al lector a descubrir la importancia de la cueva y del secreto que oculta, y no rompen para nada el desarrollo de la historia, puesto que Glenn Cooper sabe "jugar" con los tiempos y enriquece la trama, aportando datos que ayudan a comprender mejor lo que ha pasado.

Asimismo, seremos testigos de cómo se desarrolla la vida en la abadía de Ruac, en plena Edad Media, con Bernardo de Claraval, que expandió la Orden del Císter, y algunos de los hermanos (como Bartolomé, que es el que firma el libro encontrado). Seremos testigos a su vez de la historia de amor entre Abelardo (filósofo francés) y Eloísa, en pleno siglo XII.

Como apunte personal, me han gustado más los aportes que el autor hace a la época prehistórica que a la medieval, me han resultado más amenos, y en el fondo, eran la esencia que explicaban el porqué de la importancia de la cueva. De todas formas, no se me han hecho pesados los momentos que se desarrollaban en época medieval, porque la historia está bien hilada y todo contribuye a entender mejor la trama. Los hechos del pasado son fundamentales para entender el presente, y si nos gusta que las cosas se expliquen bien resultan necesarios, y en mi opinión, se agradecen los datos.



Opinión personal:
¿Qué voy a decir del libro? Creo que puede haber quedado claro que a mí me ha gustado. No me molesta en absoluto que abarque tres épocas distintas de la Historia, porque creo que no se pierde el hilo en ningún momento.
Los personajes protagonistas son cercanos, me han caído bien al momento; supongo que me siento identificada por el mundo de la arqueología. Los malos están definidos y desempeñan bien su papel: hay un secreto que deben proteger y por nada renunciarán a él.
No es el primer libro que leo de este autor, de hecho he leído los dos anteriores y me gusta su estilo. No es quizá un libro con pretensiones, pero consigue que pases un buen rato, y disfrutas con la lectura.
¿Es un thriller histórico? Es difícil definirlo. Es una historia inventada que echa mano de datos históricos para completar la trama. No me importa mucho en que género quede definido. Sé que es una obra de intriga, de lectura ágil, que te hace pasar un buen rato, sobre todo si te gusta el misterio.
Creo que el autor ha sabido acertar con el tema, que aunque pueda resultar fantasioso, atrapa.
Yo disfruto con este tipo de libros, de lectura agradable e historia entretenida y que se leen rápido. Lo recomiendo si os gusta la intriga, y me quedo con ganas de que publiquen el próximo título de este autor.

¿Alguien lo ha leído? ¿Qué os ha parecido?











14 comentarios:

  1. Lo he leído. Empecé con Cooper con El libro de las almas y me pareció un estupendo best seller de verano, facilito y rápido así que he ido leyendo todo loq ue llegaba suyo
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo los he leído en orden, gracias a la biblioteca, y espero leer el nuevo título cuando se publique.
      Es lectura rápida y fácil, estamos de acuerdo, pero personalmente no me gusta mucho el término de "libro de verano". Se agradecen las lecturas ágiles en cualquier época del año, estos libros que pueden leerse en dos o tres días, sobre todo si tenemos que recuperarnos tras una lectura densa.
      ¡Gracias por comentar!

      Eliminar
  2. Hola Loli:
    He leído los dos primeros de este autor, y me gustaron. Como ya se ha dicho, son de lectura fácil y sus pretensiones no son más que entretener un rato.
    Me queda este último título, pero cuando acabe con unos que tengo pendiente, a ver si lo cojo de la biblioteca como he hecho con los anteriores.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar, Judith.
      Seguro que este tercer título también te gusta, se lee bien.
      De vez en cuando se agradece una lectura ágil que entretenga, y este autor cumple esas expectativas.
      Espero que su nuevo libro, cuando sea publicado en España, también nos llegue a la biblioteca.
      Un saludo.

      Eliminar
  3. Hola

    Tienes nueva seguidora. Iré pasando por aquí y leyendo. También te invito a que pases por mi blog.

    http://adivinaquienlee.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por apuntarte, Albanta. Prometo pasarme por tu blog desde el portátil. Hoy mismo me he hecho seguidora del blog de Tatty. Esto de la blogosfera nos pierde... A ver si publico de forma más asidua.
      Un saludo, y de nuevo, gracias.

      Eliminar
  4. Hola otra vez.
    Ya lo he leído y sigue la línea de los anteriores. Me gusta, es entretenido y lo lees en dos días, bueno, en tres esta vez.
    Está bien hilado y aunque es totalmente increible, como ya pasaba con la "Biblioteca de los muertos" y "El libro de las almas", acabas sufriendo con los protagonistas.
    Por cierto, ¿por qué le gustan tanto a este autor las muertes en masa? ¿Alguien lo sabe?
    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Hola, Judith. Buena pregunta.
    Tienes razón con lo de que al autor le gustan las muertes en masa, y totalmente de acuerdo contigo en que sufres con los protagonistas. Menos mal que sabe hilvanar las historias y todo acaba más o menos bien para ellos.
    Son historias increíbles, sí, pero que lástima no poder vivir 200 años para ver cómo evolucionan los acontecimientos(aunque esto tendría sus pros y sus contras, ¿no crees?).
    Me alegro de que te haya gustado el libro.
    Un saludo y gracias por comentar.

    ResponderEliminar
  6. Disculpen..
    Alguien podría decirme el orden de aparición de los libros?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Glenn Cooper ha escrito la trilogía que compone "La biblioteca de los muertos" (2010), "El libro de las almas" (2011) y "El fin de los escribas" (2013).
      "La llave del destino" es un libro independiente, aunque interesante en mi opinión, y aquí en España fue publicado en 2012.
      Espero haber solucionado tus dudas. ¡Gracias por pasarte y comentar, anónimo!

      Eliminar
  7. En estos momentos estoy leyendo 'La llave del destino' y me está gustando mucho. Es entretenido, su estilo es agradable de leer y no cansa. La única pega es el personaje de Sara (por ahora). Demasiado fría para mí. No sé si mejorará. Por lo demás, un libro recomendable.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo disfruté bastante con la lectura de este libro, y en general con todo lo leído de Glenn Cooper hasta ahora. Para mí es sinónimo de pasar un buen rato, sin menospreciar por supuesto a autores españoles que también nos hacen pasar buenos momentos de lectura. ¡Gracias por pasarte por el blog y por comentar, Buhodós!

      Eliminar
    2. Es la primera vez que me contestan a un comentario en un blog. Así que, ¡gracias por tenerme en cuenta, Loli! Además es la primera vez que pasaba por tu blog y me ha gustado mucho tu planteamiento. Así que, ¡a favoritos!

      Eliminar
    3. ¡Gracias por la parte que me toca! No sé cuántos comentarios sueles hacer en los blogs, pero es raro que haya sido yo la primera en responderte. Reconozco que no lo contesto todo, pero por la blogosfera es bastante normal, al menos a mí en ocasiones sí me han contestado. Por si lees este mensaje, gracias de nuevo por comentar y que tengas un buen fin de semana.

      Eliminar

¡Gracias por pasarte! ¡No te vayas sin comentar!