viernes, 18 de abril de 2014

Repasando sorteos

No hubiera querido hacer una entrada sobre sorteos hoy, puesto que tengo varias reseñas pendientes de escribir, de libros ya leídos, y se va acumulando el trabajo, pero si no me decido a hacer esta entrada, se me pasa el plazo, y alguno de los títulos realmente merece la pena. Espero poder publicar alguna entrada reseñando libros en los próximos días.


Aprovecho esta entrada también para recordar la figura de un escritor que se nos fue ayer, el gran Gabriel García Márquez, Gabo, como era conocido por muchos, y a cuyos libros nos hemos acercado en algún momento de nuestra vida, bien sea por voluntad propia o porque hemos tenido que analizar su obra mientras estudiábamos. Siempre quedará en nuestra memoria. Descanse en paz, maestro.



SORTEOS

Y ahora, sin más, un recordatorio de tres sorteos que pululan por la red, cuyo plazo para apuntarse está a punto de expirar.


Un sorteo conjunto desde los blogs El búho entre libros y Leyendo en el bus. En juego, un ejemplar dedicado de Consummatum est, la novela de César Pérez Gellida que cierra la trilogía de "Versos, canciones y pedacitos de carne". Las otras dos las tengo, y la primera leída y reseñada. Necesito esta tercera parte para leer la historia de tirón. Si os animáis a participar, tened en cuenta que el plazo acaba el 20 de abril, aunque aún hay tiempo. Más información sobre el sorteo pinchando sobre el nombre de los dos blogs que organizan el sorteo.





Desde el blog La orilla de los libros su administradora nos ofrece la posibilidad de hacernos con uno de los dos ejemplares que pone en juego: "Palmeras en la nieve", de Luz Gabás y "Dueño de tu destino", de Laura Riñón. No he leído ninguno de los dos, así que me vendrían bien. Si queréis apuntaros al sorteo, recordad que el plazo termina el 25 de abril. Más información sobre las bases del sorteo pinchando en el nombre del blog más arriba.


Por último, desde el blog Libros que voy leyendo nos ofrecen la oportunidad de conseguir uno de los tres ejemplares que sortean de La huella blanca, la novela de Ana B. Nieto. El plazo para apuntarse al sorteo termina el 30 de abril. Si queréis más información sobre las bases del mismo no tenéis más que picar sobre el nombre del blog que organiza el sorteo, un poco más arriba.

Y esto es todo, ¡suerte a los que decidáis participar en los sorteos! ¡Nos seguimos leyendo!

martes, 8 de abril de 2014

"La gente feliz lee y toma café". Agnès Martin-Lugand.



Título: La gente feliz lee y toma café
Título original: Les Gens heureux lisent et boivent du café
Autora: Àgnes Martin-Lugand
Traductor: Juan Carlos Durán Romero
Editorial: Alfaguara
1ª edición en español: 2014
Formato: Rústica con solapas
ISBN: 978-84-204-1653-3
200 páginas


Sinopsis (trasera del libro):

Tras la muerte de su marido y de su hija en un accidente, Diane lleva un año encerrada en casa, incapaz de retomar las riendas de su vida. Su único anclaje con el mundo real es Félix, su amigo y socio en el café literario La gente feliz lee y toma café, en el que Diane no ha vuelto a poner los pies.
Decidida a darse una nueva oportunidad lejos de sus recuerdos, se instala en un pequeño pueblo de Irlanda, en una casa frente al mar. Los habitantes de Mulranny son alegres y amables, salvo Edward, su huraño y salvaje vecino, que la sacará de su indolencia despertando la ira, el odio y, muy a su pesar, la atracción. Pero ¿cómo enfrentarse a los nuevos sentimientos? Y luego, ¿qué hacer con ellos?


Sobre la autora

Àgnes Martin-Lugand es psicóloga clínica y durante más de seis años trabajó en el campo de la protección de la infancia en Rouen (Francia). Después de enfrentarse a numerosas negativas por parte de las editoriales, decidió autoeditar en Amazon "La gente feliz lee y toma café" en diciembre de 2012. Rápidamente su novela alcanzó los primeros puestos y fue el primer caso de autoedición contratado por una editorial tradicional en Francia. Los derechos han sido vendidos a dieciocho países y próximamente será adaptada al cine en una coproducción internacional.



Impresiones sobre el libro

Escrito en primera persona y en pasado por su protagonista principal, Diane, asistimos desde la primera página al drama que le afecta. Casi en las primeras líneas del libro descubrimos que un fatídico accidente de coche se llevó por delante las vidas de su marido, Colin, y de su pequeña hija Clara. Un año después del accidente Diane no es capaz de hacer frente a esta pérdida y ha roto los vínculos que la unían a su vida anterior, con la excepción de su amigo Félix, que es además socio en el café literario que regentan los dos "La Gente Feliz lee y toma café", y que da título al libro que hoy presentamos.

No estamos ante un libro optimista o divertido, pero se deja leer, y lo más importante, te deja reflexionando sobre cómo te comportarías ante una situación igual, aunque creo que eso no se sabe realmente hasta que pasa, y no querría vivir lo que tuvo que sufrir la protagonista. Es ante todo una superación del duelo, pero bien narrada, que ofrece pinceladas de una vida anterior protagonizada por una familia feliz y que deja una puerta abierta a la solución del problema.

Mi contacto con el libro se produjo en el apartado de novedades de la biblioteca que frecuento. Me atrajo su portada, su título, con el que me sentí pronto identificada, y también el escaso número de páginas (últimamente me ha dado por los libros cortos). Aunque el título, que alude a un café literario, no tiene una gran importancia en la trama, hay que reconocer que ha servido de gancho para que algunos, como ha sido mi caso, nos acerquemos al libro.

Diane, a pesar de ser la narradora de la historia, se nos presenta como una mujer encerrada en su mundo y en su propio dolor, que no ha sido capaz de superar la muerte de sus seres queridos, y que trata de romper todos los vínculos con el mundo real que está más allá de su propio hogar, del que no ha cambiado nada desde el accidente (la habitación de Clara sigue igual, en el aseo ya no hay cosméticos femeninos porque no merece la pena arreglarse...) Se nos presenta como alguien con problemas, que puede estar pidiendo a gritos la ayuda de un psicólogo, pero prefiere no salir del mundo en el que ha quedado metida después del accidente, culpándose por no haber muerto con ellos. Sigue usando el champú con aroma a fresa que utilizaba su hija y la camisa y el jersey con capucha de Colin; sus días transcurren dando vueltas a la casa fumando un cigarrillo tras otro, buscando una soledad elegida por ella.

Sin relación con sus propios padres ni con sus suegros, con los que rompió todo vínculo después del entierro, tampoco es capaz de visitar a su familia en el cementerio, ni de conmemorar la fecha del fallecimiento, puesto que no tenía nada que celebrar en su opinión. A pesar de tener un negocio en común con Félix, el café literario que con tanta ilusión abrieron cinco años antes, tampoco sería capaz de hacerse cargo de él, porque todo le recordaba a su familia. El único eslabón que la unía a la realidad era el propio Félix, que tenía llave de su casa y que se presentaba todos los días en ella sin avisar. Félix quería que Diane viviera, porque hacía un año que su familia se había ido y eso no era razón para abandonarse. Como Félix no iba a dejarla tranquila en su misión de que volviera a vivir, Diane va a decidir abandonar París, con destino a un pueblo perdido de Irlanda, lugar al que su marido hubiera querido viajar.


En apenas diez capítulos asistimos al drama de la protagonista y nos acercamos a su particular forma de superar el duelo. Aunque Diane es la protagonista principal, y ella es la encargada de acercarnos a su propia historia, los personajes secundarios también tienen un peso importante en la trama, y pese a la brevedad del texto, les cogemos cariño, especialmente a Félix, cuyo objetivo principal será que Diane viva de nuevo. Nos puede parecer un personaje algo superficial porque para él "la vida se reducía a una fiesta gigante, sazonada por sexualidad desenfrenada y consumo de sustancias nuevas", pero será el faro que ayude a Diane a volver a la normalidad.

En Irlanda, aunque apartada del mundo, Diane entrará en contacto con sus caseros, Abby y Jack, un matrimonio con el que marcará las distancias a pesar de la amabilidad con la que la tratan desde el primer momento, y con los sobrinos de éstos, Edward, un vecino algo huraño con el que Diane establecerá una relación de odio/deseo y que resultará una pieza clave en la historia, y Judith, su hermana pequeña, con la que Diane traba una buena amistad.

Lo bueno del libro es que se lee casi de tirón, porque queremos saber qué le pasa finalmente a Diane. Puede resultar triste en algún momento, partiendo del drama interior por el que pasa la protagonista tras la muerte de su familia, pero te deja reflexionando cómo hubieras actuado tú en su lugar; en estos casos es difícil ponerse en la piel de la protagonista, y la historia nos llega más o menos según la relacionemos con nuestras propias vivencias o estado de ánimo. Lo que sí tiene el libro es que nos acerca las calles de París a través de los recuerdos que Diane evoca de su familia y nos transporta a un pequeño pueblo de Irlanda, Mulranny que llegamos casi a sentir gracias a las precisas descripciones que la autora hace de él, en especial de sus playas. No sé cómo será la versión cinematográfica que se prepara de la novela, seguro que no es una historia de acción, pero si capta bien los paisajes presentados en el libro puede merecer la pena un paseo por París y un pueblo recóndito de Irlanda.

Si os apetece pasar un par de tardes descubriendo qué le pasa finalmente a Diane, acercaos sin temor al libro, yo no os voy a desvelar el final.

jueves, 27 de marzo de 2014

Ronda de sorteos.

Una entrada para recordar algunos de los concursos activos en la blogosfera.

Desde el blog Libros que hay que leer, Laky nos ofrece la oportunidad de conseguir uno de los dos ejemplares que sortea de "Sherlock, Lupin y yo", una novela juvenil. El plazo termina el 28 de marzo. Más información AQUÍ.


En el mismo blog, Libros que hay que leer, y también hasta el 28 de marzo, Laky nos ofrece la posibilidad de conseguir un ejemplar de "Regreso a Venecia", de Francisco Granado. Más información AQUÍ.




Desde el blog Libros que voy leyendo nos ofrecen la posibilidad de conseguir el último título de la escritora sueca Mari Jungstedt, "Doble silencio". El plazo para apuntarse termina el 1 de abril. Hay un ejemplar en juego. Más información AQUÍ.




Desde el blog Un lector indiscreto, Francisco nos ofrece la oportunidad de conseguir uno de los dos ejemplares que sortea de "Detrás del cristal", la novela de Mayte Esteban. El plazo para apuntarse termina el 7 de abril. Más información AQUÍ.




Desde el blog El universo de los libros Tatty nos ofrece la posibilidad de conseguir un ejemplar de "La luna no está", de Nathan Filer. El plazo para participar termina el 12 de abril. Podéis completar la información de las bases AQUÍ.


Y no debemos olvidar el mega-concurso preparado por el blog Pero que locura de libros, para cuando alcancen la cifra de mil seguidores (van camino de ello, si blogger lo permite) (*ayer mismo intenté hacerme seguidora de algunos blogs que me interesaban y no me dejó).
Pepa, la administradora del blog va sorteando los ejemplares poco a poco, para facilitar la labor. Si os interesa haceros seguidores del blog para alcanzar la cifra de los 1000 seguidores, o queréis echar un vistazo a los libros que se ponen en juego, podéis consultar los detalles AQUÍ.

¡Suerte en los sorteos si decidís participar en alguno!

miércoles, 26 de marzo de 2014

La Escondida. Marta M. del Fresno.

De nuevo vengo con la reseña de un libro cortito, que he podido disfrutar gracias al envío de la editorial, propiciado por mundopalabras.

Datos técnicos

Título: La escondida
Autora: Marta M. del Fresno
Editorial: Sepha
Colección: Anécdota, nº 29
ISBN: 978-84-15819-25-7
Primera edición: mayo de 2013
Formato: Rústica con solapas
168 páginas
Precio: 14´95€
Se puede conseguir en:
pedidos@editorialsepha.com
www.editorialsepha.com



Sinopsis (ficha de la editorial): 

La Escondida muestra una curiosa visión de una familia de clase alta, con oscuros secretos que ocultar. Alexandra, una joven médico atrapada por los sentimientos contradictorios hacia su padre descubre, tras la muerte de éste, que tras la apariencia de hombre recto de inquebrantables principios se oculta una terrible historia.
Cuando Álex encuentra una llave entre las pertenencias de su padre se inicia la búsqueda de una verdad a la que, tal vez, ella no esté preparada para enfrentarse.

Sobre la autora (ficha de la editorial):

Marta Moreno del Fresno nace en Madrid en 1975. A pesar de su formación como abogado, ha dedicado su vida a las Artes como pintora y escritora. "La Escondida" es su primera novela, aunque anteriormente ha escrito cuentos cortos relacionados con sus pinturas, y cuentos infantiles ilustrados por ella misma. 
Con "La Escondida", comienza su carrera como novelista de forma directa y visual. Ha construido una historia a base de imágenes claras y cercanas, una historia dinámica y desnuda, sin artificio, bella y cuidada, presta a hacer disfrutar.


Impresiones sobre la novela

En apenas veinte capítulos, la autora nos pone en antecedentes de la difícil relación de un padre con sus hijos, y cómo un secreto familiar influyó e influirá, una vez descubierto, en las vidas de los hermanos protagonistas.

La novela está narrada en tiempo pasado por Alexandra, Álex, y se remonta al recuerdo de la muerte de su padre, Alonso Castañeda, que falleció tras doce días en coma a consecuencia del cáncer que padecía. Aunque Alonso triunfó en el ámbito profesional, llegando a ser un reconocido oncólogo, la relación con sus hijos no fue del todo buena, y a lo largo de las páginas conocemos, de la mano de Álex, la narradora de la historia, qué sentían sus hijos hacia él y el porqué de su distanciamiento.

Son los tres hijos del fallecido los verdaderos protagonistas de la historia, aunque el peso principal recaiga en Álex. Alberto, el hermano mayor, de 38 años, es demasiado parecido a su padre, orgulloso, y se había distanciado de él desde que murió la madre, a consecuencia de un accidente de coche que tuvo lugar después de una fuerte discusión con su marido. Trabaja como director de un despacho de abogados, dedicado al comercio internacional. Carlos, de 33 años, siempre ha luchado por sus objetivos, pero sin competir con nadie, y resulta todo un apoyo para Álex mientras se desarrolla la enfermedad del padre. Álex, la narradora, tiene 34 años, y es médico de atención primaria en un barrio obrero de las afueras de Madrid. Su padre la despreciaba por no seguir en su consulta, no la valoraba, y ella se sentía en el fondo como una niña que solo quería ganar su afecto. Sus sentimientos hacia él eran contradictorios; con su muerte se "debatía entre el dolor de perder a un padre y el alivio de ver marchar a un enemigo".

Antes de fallecer su padre, y mientras éste estaba en el hospital, Álex encuentra una pequeña llave con una etiqueta de plástico anillada, hundida en la pastilla de jabón que él usaba para afeitarse y sin pensar la guardó. La llave abrirá la puerta de un secreto guardado por el padre y que el azar hará que sea descubierto.

"La Escondida" que da título al libro era la casa familiar, una finca hermosa cercana a la sierra, cerca del embalse de Navacerrada. Fue la madre la que le puso el nombre, y la lectura del libro revelará el porqué de ese nombre. A la muerte del padre se convirtió en el lugar de encuentro de los hermanos y sus respectivas familias.

El registro de la casa familiar para poner al día los papeles de su padre hace que Álex encuentre en el despacho de su padre un sobre con los mismos números que aparecen en la anilla de la llave que guardó, con la minuta de un despacho de abogados, Méndez y Asociados. La casualidad contribuyó además a que encontrara, en el sótano de la casa familiar, una caja metálica en una hornacina excavada en la pared, y en su interior unas viejas cartas dirigidas a su padre, la última de 1994, y fotos de una niña de apenas dos años. La lectura de las cartas iba a revelar a Álex otra faceta desconocida de la vida de su padre y va a iniciar una investigación en la que se desvelan secretos de familia y que van a poner en peligro la vida de la protagonista.

La trama se desarrolla principalmente entre Madrid y Navacerrada, donde su ubica la casa familiar. Es una novela de secretos familiares, pero también de personajes, no sólo los protagonistas, sino los que surgen a su alrededor a medida que se van desentrañando los secretos, los llamados personajes secundarios, que también resultan de gran importancia, en especial el abogado Gregorio Méndez, pieza clave para entender la historia, y los que ya no están y de los que también se habla y mucho (la madre y el padre de Álex). Es una novela ante todo de intriga, que sabe mantener la trama y que te deja pegada a las páginas del libro.

Narrada desde el punto de vista de la protagonista principal, la historia se va desarrollando a lo largo de unos meses, tras la muerte del padre, y así vamos asistiendo a la sucesión de los acontecimientos sintiéndonos casi partícipes de la historia. Es una historia conclusa, no deja finales abiertos, y eso se agradece, aunque me hubiera gustado tener en las últimas páginas la visión de los hermanos protagonistas y no sólo la de Álex ante la nueva situación que el libro plantea.

La Escondida es ante todo una novela de intriga, bien narrada, que se deja leer, con la que se disfruta, que plantea misterios y secretos familiares que no siempre es bueno ocultar:
"Hay algunos secretos que están mejor bajo tierra, otros necesitan ser aireados para devolver el orden y la calma a una familia. La mía, por fin, descansa en paz."

lunes, 10 de marzo de 2014

Clavos en el corazón. Danielle Thiéry.

Esta reseña forma parte de la lectura conjunta organizada por Laky (Libros que hay que leer) y Tatty (El universo de los libro), previo sorteo de diez ejemplares, del que salí afortunada. Agradezco a la editorial y a las organizadoras el envío del libro.

Si queréis leer el resto de reseñas de los participantes en la lectura conjunta no tenéis más que pinchar en el siguiente enlace.

Datos técnicos

Título: Clavos en el corazón
Título original: Des clous dans le coeur
Autora: Danielle Thiéry
Editorial: La Esfera de los Libros, S. L.
© de la traducción: Julia Alquézar, 2014
Primera edición: enero de 2014
Formato: Rústica con solapas
ISBN: 978-84-9060-002-3
344 páginas
Precio: 18€

La novela ha conseguido el Premio Quai Des Orfèvres 2013 a la Mejor Novela Negra.



Sinopsis (tomada de la trasera del libro)

Hay casos como este que arruinan la vida. No hay nada que hacer, te acechan, se te quedan dentro, plantados en tu memoria y en tu corazón, como un clavo que un bromista maléfico se divirtiera en toquetear a intervalos regulares. Piensas en él cada día.
El comandante Revel jamás renunciará al caso Porte. Han transcurrido diez años pero nunca dejará de buscar al asesino del matrimonio que regentaba el bar Les Furieux y que murió acuchillado una noche de diciembre. El comandante Revel no es de los que abandonan. Además, esa misma noche de diciembre su mujer, Marieke, desapareció después de sus clases de canto y nadie supo más de ella. Revel, envejecido, enfermo, adicto al tabaco y al trabajo, busca resolver el caso Porte para salvarse a sí mismo y a su hija Léa, anoréxica, con problemas para superar la desaparición de su madre.
Mientras tanto, el equipo de Revel debe enfrentarse a un nuevo caso, la muerte de una estrella del pop en decadencia que ha aparecido asfixiada en su mansión de Versalles.
De algún modo, los dos casos acaban ligados no solo en la mente de Revel sino en la de sus ayudantes.

Datos sobre la autora

Danielle Thiéry, autora consagrada en Francia, conoce la policía desde dentro. Ha dedicado su vida profesional a hacer de la actividad policial un servicio a la comunidad y fue la primera mujer en Francia en lograr el cargo de comisaria de división, uno de los más altos en el cuerpo. El premio otorgado a esta novela fue conseguido gracias a la votación conjunta de policías, jueces y periodistas.



Impresiones sobre el libro

Ante todo debo indicar que el libro me ha gustado. En setenta y ocho capítulos cortos la autora ha sabido acercar la historia de una investigación policial llevada a cabo por policías de carne y hueso, con sus muchos defectos y virtudes. El comandante Maxime Revel, un hombre cerrado en sí mismo, con graves problemas familiares y de salud, tendrá que ocuparse de la muerte de Eddy Stark, una vieja gloria del rock encontrado sin vida en su domicilio de Méry. Lo que podía en principio ser considerado un accidente sexual, o un "lío entre homos" debía ser investigado, porque si de algo estaba Revel seguro era de que no había que fiarse de las apariencias.
Ayudado por su equipo, la benjamina Sonia Breton, teniente de policía, y los capitanes Renaud Lazare y Abdel Mimouni, la investigación se va pronto a centrar en el entorno que rodeaba en vida al músico fallecido, empezando por la persona que lo encontró, su jardinero Thomas Fréaud, sus compañeros de juerga y un hijo adoptivo que residía en Nueva York. Ante todo había que descartar que la muerte fuera un asesinato.
Aunque el equipo de Revel se centra en la investigación en curso, el propio comandante no acaba de prestarle todo su tiempo porque por aquellas fechas, cercanas a la Navidad, seguía pensando en un caso que había investigado diez años antes y que no había podido cerrar, el caso Porte, el asesinato de un matrimonio mayor en el bar que regentaban. Si por algo tenía Maxime Revel ese caso clavado en el corazón era porque la muerte de esta pareja coincidió con la desaparición de su mujer, Marieke Revel, que daba clases de canto a unos granujillas y que desapareció un jueves por la noche después de sus clases, coincidiendo con el asesinato de la pareja, sin que nadie la volviera a ver. En su fuero interno, el caso del asesinato de la pareja y el de la desaparición de su mujer estaban relacionados para Maxime.
El 21 de diciembre de 2001 marcó un antes y un después en la vida del comandante Maxime Revel. Aunque casi todos en la comisaría entendían su obsesión por el caso Porte, muchos pensaban que la desaparición de su mujer pudo haber sido voluntaria, puesto que salen a la luz infidelidades por las dos partes, e incluso en algún momento el propio Maxime sería tratado como responsable de la desaparición. La vida del comandante daría un vuelco importante desde ese momento y esa herida sin cicatrizar influiría en su vida profesional, que lo convertiría en alguien asocial, y en su vida personal, ya que su hija Léa no consiguió superar la ausencia de su madre, de la que culpaba al propio Maxime, y no había encontrado aún su sitio en la vida, y se abandonaba, presa de la anorexia. Ni siquiera el traslado a Versalles para vivir, poco después de la desaparición de la madre en Rambouillet, hizo que padre e hija olvidaran lo ocurrido.

Si algo tiene este libro es que nos presenta a personajes reales, con defectos, y trata temas cercanos, como pueden ser la anorexia, el tabaquismo, las difíciles relaciones entre padres e hijos, centradas en los problemas de comunicación, el autismo, los problemas conyugales, la prostitución... Los policías no se presentan como súper héroes, sino que son personas con problemas, con manías. Maxime Revel se nos presenta como un personaje cerrado en sí mismo, antisocial, que no se abre al equipo compartiendo problemas personales, que no encuentra la forma de comunicarse con su hija para ayudarla, que no es capaz de ayudarse a sí mismo, ya que no cuida su propia salud a pesar de los ataques de tos que le provoca el tabaco... Sonia Breton es una joven obsesiva con sus cosas, que se agobia si algo está fuera de sitio, con problemas propios que tampoco comparte con nadie. Renaud Lazare tiene problemas conyugales y Abdel Mimouni se cree irresistible, aunque en el fondo no consiga nada en sus relaciones...
Pese a los problemas personales, el equipo pronto toma las riendas de la investigación de la muerte del cantante y la investigación del caso Porte también se va a ver favorecida, gracias a la insistencia del propio comandante, y a la vuelta a Rambouillet de un joven autista, Nathan Lepic, ahora más recuperado, que vivía cerca del bar que regentaba el matrimonio asesinado, y que pese a su juventud tenía la manía de apuntar y dibujar todo lo que veía; su memoria podía ser una pieza clave para dar un acelerón al caso.

La autora ha sabido jugar con la historia, y nos presenta dos investigaciones paralelas, una que afecta a unos hechos que tuvieron lugar diez años antes y otra que se desarrolla en época actual, pero no juega con el flash back, sino que en tiempo presente nos va avanzando cómo se van desarrollando las investigaciones, que acaban uniéndose, de una manera sutil, dando una explicación lógica y razonable a las pesquisas llevadas a cabo. Asistimos en el libro al avance de las investigaciones y se nos presentan informes policiales que acaban cerrando los casos (supongo que en esto se tiene que notar la profesión de la escritora).

Es curioso un pequeño guiño a España que encontramos entre las páginas del libro:
"España, el lugar en el que, desde hacía decenios, los truhanes franceses iban a buscar refugio..."
La historia que el libro presenta queda totalmente cerrada, y se da carpetazo definitivo a las dos investigaciones que se van desarrollando a lo largo de la trama, gracias a los aspectos que acaban relacionando los dos casos planteados. Los personajes están bien tratados, a pesar de que los capítulos cortos se centran principalmente en la investigación, pero las pinceladas que la autora da de los distintos policías que forman el equipo de Revel hace que queramos saber más detalles de su vida; estas pinceladas no cortan la historia en mi opinión, sino que enriquecen la trama, porque quitan al cuerpo policial ese halo de invencibles con el que son tildados en otras historias (aquí son personajes cercanos, con muchos defectos, pero buenos en su trabajo). Para concluir la historia la autora nos regala un epílogo, narrado en tiempo presente, donde resume la situación actual de los miembros de la comisaría que han contribuido a la investigación. Deja el caso cerrado, sin flecos que puedan dar lugar a una continuación, y nos cuenta qué hacen los investigadores a día de hoy, curiosa forma de cerrar la historia. Le he tomado cariño a los personajes (aunque he estado poco tiempo con ellos, puesto que el libro se devora y se lee casi de tirón), y no me ha molestado saber qué ha pasado con ellos de manos de la imaginación de la autora.

En general el libro me ha gustado, he disfrutado con su lectura. Lo he devorado en apenas un fin de semana, y a ello ha contribuido el lenguaje cercano con el que está escrito y los capítulos cortos que hacen que se avance en la lectura. El único inconveniente que tiene para mí son los nombres en francés (tanto de los personajes como de los lugares), pero un pequeño esquema mientras se avanza en la lectura lo soluciona (me estoy acostumbrando a tomar pequeños apuntes a medida que leo). Los nombres no son realmente difíciles, y tampoco aparecen tantos personajes, el problema lo tengo yo con el francés, idioma que desconozco pese a la proximidad del país vecino (estoy más acostumbrada a los nombres en inglés y ya me estoy familiarizando con nombres suecos), así que una novela negra centrada en Francia de vez en cuando viene bien. A mí personalmente me ha gustado y la recomiendo, ha sido un buen descubrimiento.

viernes, 7 de marzo de 2014

Cincuenta sombras de Gregorio, de Rossella Calabrò.

Título: Cincuenta sombras de Gregorio
Título original: Cinquanta sbavature di Gigio
Autora: Rossella Calabrò
Traducción: Mireia Carol Gres, 2013
Editorial: Planeta, S. A.
Primera edición: febrero de 2013
Tercera impresión: marzo de 2013
ISBN: 978-84-08-05095-7
Edición: Tapa blanda con solapas
128 páginas
Precio: 12'95€, aunque ya ha salido publicado en edición de bolsillo.

Sinopsis (trasera del libro): Si después de leer la trilogía de E. L. James de una sentada te has preguntado quién es el hombre que ronca a tu lado, éste es el libro perfecto para encontrar la respuesta.
50 razones por las que elegir a un hombre corriente por encima del apuesto Grey.

Sobre la autora

Rossella Calabrò es guionista, escritora y blogger. Vive y trabaja en Milán. Es autora de Di matrigna ce n'è una sola y Perché le donne sposano gli oposum?, entre otros libros. Escribió Cincuenta sombras de Gregorio tras haber leído la trilogía Cincuenta sombras de Grey para escribir una reseña.

(Datos sobre la autora tomados del propio libro).


Impresiones

Ante todo debo decir que no he tenido la oportunidad de leer las famosas 50 sombras de Grey, aunque tampoco la he buscado. A diferencia de la autora, no puedo realizar una reseña del libro que hoy os traigo comparando situaciones, porque me faltaría el apunte de la citada trilogía. Conozco a Grey por lo mucho que se ha hablado de él y de sus juegos eróticos, y me consta por lo que se ha podido leer en las redes sociales que estos libros han sido defendidos a ultranza por unos y vilipendiados hasta la saciedad por otros. Personalmente no tengo formada una opinión, puesto que no me he acercado a su lectura, por voluntad propia, ya que se aleja bastante del tipo de lectura que suelo devorar, llámese misterio, intriga, o novela negra en general...
Sé que la trilogía la forman tres títulos: Cincuenta sombras de Grey, Cincuenta sombras más oscuras y Cincuenta sombras liberadas, de más de 500 páginas cada uno, y en mi caso he preferido dedicar el tiempo que podría gastar en leerlos en adelantar otras lecturas pendientes que no dejan de acumularse en mi estantería.

Si alguien ha seguido leyendo esta parrafada se estará preguntando entonces por qué me he decidido a leer entonces Cincuenta sombras de Gregorio. La respuesta a la pregunta es sencilla. Se trata de un libro corto, y me hizo gracia el título cuando lo vi aparecer; de hecho participé en algún que otro sorteo este verano donde el premio era precisamente este título, pero no hubo suerte. Vendían el libro como "la cara más divertida de la trilogía más caliente del año", con lo cual podíamos tener unas risas aseguradas. Además, hay que reconocer que la portada, con una corbata rosa decorada con una mancha de lo que podría ser café estaba muy conseguida... Otro punto a su favor es que lo he encontrado en la biblioteca de mi ciudad, así que sólo le he dedicado algo de tiempo.

El personaje principal de este libro es Gregorio, al que la autora contrapone a Mr. Grey, el protagonista de la trilogía de J. L. James; la pareja del protagonista es Lola. Aunque la autora ha disfrutado con la lectura de la trilogía, en el fondo le ha servido de excusa para escribir este lbro, que pretende desdramatizarla, riéndose un poco de ella.

Un prefacio y una introducción  titulada "El Gregorio local" dan paso a los cincuenta capítulos cortos o matices, bajo la denominación de sombras, de la número 1 a la 50, que analizan al personaje de Grey ante determinadas situaciones y cómo actúa o actuaría nuestro Gregorio ante las mismas, en un ascensor o en cualquier medio de transporte, en el día a día... compara el físico y el saber estar de los dos y en este caso nuestro Gregorio real sale perjudicado. Más guapo, más fuerte, más atento, el personaje de Mr. Grey parece ganar puntos en estos capítulos que se leen en un suspiro (en palabras de la autora también se lee en un suspiro la famosa trilogía).

Algunos de los capítulos resultan extremadamente cortos, pero contundentes. A modo de ejemplo, reproducimos la sombra nº 9 (Las sábanas):
"Grey es el mago de las marranadas bajo las sábanas. 
Gregorio también. El problema es cuando las agita para dispersar el gas."
La contraposición entre ellos deja en mal lugar a Gregorio, aunque hay que reconocer que en algunos casos las situaciones planteadas resultan exageradas, nuestro Gregorio resulta en algunos puntos parodiado. Mr. Grey es un personaje de cuento, que puede que esté en la imaginación de algunas mujeres; a Gregorio nos lo venden como un personaje real. Afortunadamente, existe el término medio, y aunque todos conocemos a alguien con el que podamos identificar algunas de las situaciones narradas en el libro, no todo es blanco o negro, y precisamente esos matices de grises hacen que podamos disfrutar del Gregorio cercano si lo tenemos o nos cruzamos con él en el ascensor (no solo hay educación en la imaginación de los escritores, afortunadamente).

Libro recomendado especialmente para el que haya leído la trilogía, si se ha quedado con ganas de desmitificar un poco el personaje de Grey. A los que no la hayan leído, como ha sido mi caso, este Cincuenta sombras de Gregorio le hará pasar un buen rato (se lee casi del tirón), haciendo que su imaginación vuele intentando aunar situaciones narradas con personajes reales que se han cruzado en nuestra vida en algún momento.

Aunque no me ha costado nada leer este libro, de momento no ha despertado en mí las ganas de acercarme a la ya tan nombrada trilogía (creo que lo que voy a acabar conociendo de Grey lo voy a saber por lo poco que ha contado Rossella Calabrò en este libro, ni siquiera me atrae la próxima película). No tengo nada en contra de ese tipo de libros, pero el tema no me atrae, aunque hay que reconocerle un mérito: han conseguido que mucha gente que hacía tiempo que tenía olvidado el hábito de la lectura se haya iniciado de nuevo en ella (por lo menos en la biblioteca la trilogía circula bastante bien). En mi caso, ha servido para que haya dedicado unas pocas horas de mi tiempo a leer este corto libro que hoy os traigo (que de otra manera no se hubiera publicado), y a la susodicha reseña, aunque aquí quizá se ha hablado más de la trilogía que del libro en sí, pero es que eso es lo que hace la autora a lo largo de sus pocas páginas.
Recomendado para pasar una tarde, intentando recordar situaciones.

Supongo que muchos lo habréis leído, éste o la trilogía. Si no os habéis acercado a la trilogía, podéis encontrar aquí un pequeño acercamiento al protagonista, y puede que decidáis leerlo o no. Yo de momento, estoy servida.

jueves, 27 de febrero de 2014

Una de sorteos...

Primera entrada que hago este año anunciando algunos de los muchos sorteos que pululan por la red. Temáticas variadas, así que ¡vamos a tentar a la suerte!

Algunos de los sorteos tienen el plazo cercano a acabar, así que hago la recopilación según fechas de finalización, de menos a más.

Estos son los sorteos en los que quiero probar suerte:

En el blog Adictos a los libros sortean un ejemplar de "Bajo los tilos", de María José Moreno, con motivo de su segundo aniversario.
Hay que darse prisa, porque el plazo para apuntarse termina mañana, 28 de febrero, así que aún estamos a tiempo. Más información sobre el sorteo en el enlace siguiente.





En el blog Un lector indiscreto se sortea un ejemplar de "Rex. La fundación de Roma", de Dafne Amati. Hay que darse prisa, porque como en el caso anterior, el plazo para el sorteo termina mañana, 28 de febrero, a las 23:59 horas.
Si queréis conocer algo más sobre el sorteo, no tenéis más que consultar sus bases.




Otro sorteo en el blog Adictos a los libros, de nuevo como celebración de su segundo aniversario. En esta ocasión se trata de un ejemplar de "La cuna vacía", de Sophie Hannah. El plazo para participar termina el 3 de marzo, a las 23:59 horas.
Para ampliar la información del sorteo, pinchad en este enlace.



Segundo sorteo en el blog Un lector indiscreto. En esta ocasión podemos conseguir un ejemplar de "En el corazón de los fiordos", de Christine Kabus, firmado por la autora. El plazo para poder participar termina el 7 de marzo, a las 23:59 horas. Hay tiempo de sobra para apuntarse, pero no hay que despistarse.
Si queréis más detalles sobre el sorteo, podéis ampliar la información en el siguiente enlace.




Albanta, en su blog Adivina quien lee, nos trae un doble sorteo, gracias a la Editorial Bóveda. Habrá dos ganadores que podrán optar a uno de dos los libros que sortea, "El Papa Niño" o "La Biblioteca Perdida". El plazo  para apuntarse termina el 10 de marzo. Más información consultando las bases.




En El Rincón de Leyra podemos conseguir un ejemplar de "La hija del dibujante", de Katherine Govier. El plazo para apuntarse termina el 11 de marzo. Par acceder a la información del sorteo se pueden consultar aquí las bases.












Por último, El búho entre libros sortea un ejemplar de "Detrás del cristal", de Mayte Esteban. Nos comprometemos a reseñarlo si nos toca.
El plazo para apuntarse a este sorteo finaliza el 16 de marzo. Si alguien se anima, puede consultar las bases del sorteo en el siguiente enlace.





Son sorteos apetitosos, ¿verdad que sí? ¿Alguien se anima? Si es así, ¡suerte a todos!